Última actualización: 4:38
Exclusivo

Lammens y el abandono total de la pista de remo: los deportistas no pueden ni realizar prácticas

Se licitó la limpieza de la pista, se pagó por el servicio y no se hizo nada aún. (Foto: Buenos Aires Ahora)
Se licitó la limpieza de la pista, se pagó por el servicio y no se hizo nada aún. (Foto: Buenos Aires Ahora)
Documentos de prueba. (Foto: Buenos Aires Ahora)
Documentos de prueba. (Foto: Buenos Aires Ahora)

La Pista Nacional de Remo, dependiente del Ministerio de Deportes, siempre sufrió el abandono por parte del Estado. Los deportistas profesionales deben practicar en medio de aguas llenas de basura y desechos cloacales.

La misma se encuentra sobre el río Reconquista, en el Camino de los Remeros del partido de Tigre y está contaminada con metales, hidrocarburos, desechos patógenos, orgánicos e inorgánicos, además de peces muertos.

Según cuentan los propios deportistas, el olor que emana el agua es insoportable, un ambiente dañino para realizar cualquier actividad al aire libre, sobre todo para entrenar, que es a lo que van.

Para colmo, desde el Gobierno los obligan a usar esa pista, ya que si no lo hacen los amenazan con quitarles la beca o expulsarlos de los deportes federados, como le pasó a Brian Rosso, un reconocido remero campeón olímpico que se cansó e hizo pública su denuncia a través de sus redes sociales.

Acompañado de un video donde se ve la mugre que flota de esas aguas, mostró cómo está hoy la pista.

“Dejen de permitir que los obliguen a entrenar y competir en este lugar. Sin atletas y entrenadores no hay Remo. Ustedes tienen el poder para decidir qué no se hagan más Selectivos, Competencias o Concentraciones en un lugar que ya está muerto. Se rompen el alma por querer ser cada día mejores, tengan amor propio y entre todos digan basta. Uno solo no puede, dos solos tampoco, pero todos juntos si”, expresó.

“Basta de tener miedo. Si una persona te dice que te va a sacar la Beca o el apoyo por no querer remar en un lugar que está 100 por ciento contaminado y no sirve para nada, es porque tiene problemas mentales. Entonces, si esa persona tiene problemas, dejen de permitir que les diga lo que tienen que hacer”, agregó.

“Hace años Canotaje dijo basta y lo logro. Quiero ver un cambio en Remo urgente y depende de los Remeros y Entrenadores, digan basta de una vez. No negocien su salud y su rendimiento. Se merecen mucho más”, cerró.

El deportista había sido sancionado el 11 de marzo de este año por la Asociación Argentina de Remeros Aficionados (AARA) por seis meses debido a actos de “indisciplina”, ya que habría estado practicando remo en otra pista.

En esa sanción, Rosso fue inhabilitado para competir en los Juegos Olímpicos de Tokio. Después de apelar, la Justicia falló a su favor y logró que lo reincorporen, le devuelvan la beca y además le deberán pagar un resarcimiento económico.

¿Dónde está la plata?

En abril de este año, el ministro de Deportes, Matías Lammens, aprobó una licitación millonaria para contratar un servicio de limpieza mensual para los espejos de agua de la pista nacional de remo y canotaje de Tigre.

La compulsa fue cerrada en junio y el Estado se la adjudicó a la empresa Servicios Emiser SA. Por su servicio, el ministro pagó 90.298.320 millones de pesos que salieron de los impuestos de los argentinos.

A pesar de que ya pasaron tres meses, la limpieza jamás comenzó y el agua de la pista sigue contaminada, con basura flotando y un olor que se hace imposible adentrarse.

El dinero ya fue depositado, pero los trabajos no comenzaron. Cada día que pasa, los deportistas pierden tiempo que sería valioso para entrenar.

El expediente. (Foto: Buenos Aires Ahora)
El expediente. (Foto: Buenos Aires Ahora)
Lectores: 3844

Comentarios

MÁS NOTICIAS

POPULARES